Erreur. problème dans l'exécution de la requête : INSERT INTO _logbots (IP, useragent, action) VALUES ('23.20.192.147', 'CCBot/2.0 (http://commoncrawl.org/faq/)', 'lectureFiche')
Erreur. MySQL proteste : Duplicata du champ 'CCBot/2.0 (http://commoncrawl.org/faq/)-lectureFiche' pour la clef 'agentAction'
AFEHC : transcripciones : Carta personal de José Antonio Araujo (oficial real de Omoa) a Vicente José de la Rosa ( Oficial 2º de la Aduana) De la Rosa (16/12/1789) : Carta personal de José Antonio Araujo (oficial real de Omoa) a Vicente José de la Rosa ( Oficial 2º de la Aduana) De la Rosa (16/12/1789)

Ficha n° 1028

Creada: 01 septiembre 2004
Editada: 01 septiembre 2004
Modificada: 01 septiembre 2004

Estadísticas de visitas

Total de visitas hoy : 0
Total de visitas : 310 (aprox.)

Autor de la ficha:

Rodolfo HERNANDEZ MENDEZ

Carta personal de José Antonio Araujo (oficial real de Omoa) a Vicente José de la Rosa ( Oficial 2º de la Aduana) De la Rosa (16/12/1789)

Araujo, José Antonio
Autor:
Araujo, José Antonio
Ubicación:
Archivo General de Centroamerica, (AGCA), A1.43, Honduras (4), Leg. 97, Exp. 1132, folio 14-18
Fecha:
16 de diciembre 1789
Texto íntegral:

1“Sr. don Vicente José de la Rosa.”
“Muy Sor. mío y amigo de todo mi mayor aprecio, habrá vm. extrañado mucho el que con el corro mesal no haya contestado a la muy apreciable de vm. que con el mismo me escribió, aunque sin fecha, pero daré prontamente satisfacción a lo que no ha sido descuido ni omisión mía, diciendo que habiéndome sido preciso pasar a la Antigua Guatemala a correr una urgente diligencia volví a esta Capital el día 24 de noviembre y preguntando si había entrado el correo de ese Puerto, me dijeron que sí, e inmediatamente pasé a recojer la favorecida de Vm. y habiéndome cerciorado, cuando salía, me dijeron en la Administración de Correos que no lo sabían, pero que tal vez sería a fines del mes o principios del entrante, cuya noticia también se me comunicó por nuestro Administrador, quien habiendo mandado a preguntar el día 27 del mismo, se le dijo que el día 26 había salido por orden del señor Presidente, que fue con violencia, por cuyo motivo, nos quedamos todos sin contestar como lo habrá Vm. advertido por la falta de contestación a sus oficios por esta Administración General, que a todos nos ha sido de bastante incomodidad, pues hasta nuestro amigo el Licenciado don Francisco Najera se quedó con las cartas escritas, con que amigo, me parece que con todo lo relacionado será suficiente para que Vm. no me culpe de amiso en este asunto, y contestando al contenido de la de Vm. digo que a par de mi corazón he sentido la enfermedad que Vm. ha padecido tan peligrosa y arriesgada, pero me ha sido de consuelo de quedarse restableciendo, fuero de peligro, aunque con la indispensable tarea de esa oficina, que quisiera positivamente tener proporción de aliviarle en ella, pero no hay arbitrio y así no hay más que llevar con paciencia los trabajos que Dios nos envía y conformarnas (como Cathólicos que somos) con su Sma. voluntad, que es el objeto principal a que debemos aspirar, pues que S. D. M. nos ha puesto en el estado tan escaso de facultades y en el riesgo de la vida, por el pan nuestro del día, que es a cuanto puede llegar la suma desdicha nuestra, pero no hay más que conformarse hasta que Dios disponga de nosotros.
La Tornaguía de los dos cajones que Vm. me significa pida al citado don Francisco ya me dijo este [folio 15] sujeto la tiene cerrada en una carta para remitirle la misma, que había de haber ido en el citado correo.
Celebro haya Vm. recibido el cajoncito de medicinas y quedo inteligenciado de ocurrir con Yzaguirre para la remisión de cualesquiera encargo que vm. me haga a fin de que proporcione, pronto y seguro conducto para su remisión.
A las propuestas que vm. me hace para el Oficial de esa Oficina, no quieren acceder a ninguna, porque cada día se resfrían más de pasar a esa tierra y así lo que mejor me parece es que deje vm. esta disposición al Superior Gobierno, que creo (salvo su parecer) será lo mejor, particularmente cuando ya tiene vm. sucesor y no se sabe que semblante tomarán las cosas.
De Goicochea ya no se dice nada de que vaya a ese destino, pues la presentación que hizo al señor Presidente la mandó dejar S. Sa. en su bufete, y hasta la fecha no se ha despachado ni creo se despachará.
Los encargos de vm. del vino y demás llegaron aquí el día 12 del corriente con la falta de dos botijas menos, por lo cual hice la distribución en estos términos: el encargo del licenciado don Pantaleón fue completo a su casa, como el de don Prudencio y el doña María Toscano, y las dos botijas que quebró el arriero, tuve a bien el quedarme sin la mía y la de su comadre, que me parece no haber sido mala esta determinación. Los fletes de dichas encomiendas las pagué yo aquí, que fueron 16 pesos de las cuatro botijas, 2 pesos 2 reales de los cuñetes y quesos, y 8 pesos de las dos botijas quebradas, por las cuales me entregó el arriero 40 pesos, inclusos en los cuales los 8 pesos de su flete, pues las aforaron a 20 pesos; de todo lo cual, muy por menor mandaré a vm. la cuenta en el correo mesal, por no dar lugar anada este, por haberse demorado un día no más en esta Capital, y en el mesal escribiré todo por extenso, acompañando [folio 16] la cuenta y encomiendas que vm. me tiene encargado.
Tengo mandado a hacer los puros, los que irán juntamente con los zapatos, libros, lacre, plumas, tinta y demás, que todo quiero vaya junto en un cajón; y por lo que respecta a los de la madre de Figueroa no me han dado razón alguna las niñas por estar con la pesadumbre de la muerte de dicha señora, que falleció el día 9 ó 10 del corriente de Hidropesía, a quien encomendará vm. a Dios.
En el correo de España no ha habido cosa particular, sino que el señor Presidente estará aquí a fines del corriente, de cuyo ingreso daré a vm. aviso, como también de las personas de su mayor aceptación que tenga a su lado.
Está sumamente urgido el correo, lo cual no me da lugar a nada, hasta que venga el mesal de ese Puerto.
inmediatamente se cubrió la Libranza de don Ygnacio Guerra Marchan, la que remitiré incluso con la Cuenta General.
Esta mañana me entregaron la favorecida de vm. de 3 del corriente, en que se sirve pedirme varios simples, y aunque el tiempo no me daba lugar para comprarlos, por lo temprano, lo verifiqué comprando los mismos que vm. me pide, a excepción de que no va el frasco completo, como me lo pide, del vino emético por no hallarse en las boticas, y se necesita tiempo para hacerlo, pero sin embargo remito esa botella que fue el único que de pronto pude conseguir.
El importe de dichos simples [folio 17] es el mismo que consta de la adjunta cuenta, y le aseguro a vm. que tuve amigo que me hiciera favor en ello.
Remite mi cariño ese poco de rosa, flor de manzanilla y manzanilla en rama, por si se ofrece para alguna cosa y quisiera mi fina voluntad fuera una de mayor aprecio para poder obsequiar a vm. pero quedará satisfecho con mi buen deseo.
Todos los demás encargos que anteriormente me había vm. hecho están comprados y prontos, los que remitiré lo más breve que se posible y en primera ocasión, pues no lo hago con el conductor, por ser mucha carga para un extraordinario de a pie, porque no había de querer conducirla.
En el correo mesal remitiré las cartas de recibo de sus encomiendas que repartí inmediatamente y llegaron bien acondicionadas.
Siento en el alma todas sus indisposiciones en la salud, y quedo rogando a Dios surtan el efecto que Vm. solicita, todas las medicinas que remito.
Amigo, no hay lugar para más y no omitiendo vm. mandar a este su fino que le servirá con todas veras de su cariño, ceso, y no de rogar a Dios nuestro Señor, conserve y guarde su vida llena de felicidades muchos años. Nueva Guatemala, diciembre 17 de 1789.
B. L. M. de Vm.
Su affmo. apasionado y Seguro Servidor.
José Antonio Araujo.
P. D.
Por haber salido algo chico el cajoncito y temiendo no le llevara el correo, puse la serpentaria virginiana suelta, que es esa raíz que va revuelta con la manzanilla en rama, la que mandará vm. separar, va todo bien acondicionado que me parece no llegará con avería.
Por lograr esta ocasión remito los tres libros que vm. me pide para el Señor Comandante [folio 18] de esa plaza, que tuvieron de costo cuatro pesos, que dejo cargados a nuestra cuenta, y por lo que mira a algún costo que tengan en el porte de correo, vm. lo sabrá, sin embargo de que le hice presente a Yzaguirre que este pliego eran libros para el despacho de esa oficina, por si lo franqueaba.
Vale.”