Erreur. problème dans l'exécution de la requête : INSERT INTO _logbots (IP, useragent, action) VALUES ('54.82.164.182', 'CCBot/2.0 (http://commoncrawl.org/faq/)', 'lectureFiche')
Erreur. MySQL proteste : Duplicata du champ 'CCBot/2.0 (http://commoncrawl.org/faq/)-lectureFiche' pour la clef 'agentAction'
AFEHC : transcripciones : Proyecto de establecimiento en el río San Juan de Nicaragua : Proyecto de establecimiento en el río San Juan de Nicaragua

Ficha n° 2124

Creada: 17 febrero 2009
Editada: 17 febrero 2009
Modificada: 17 febrero 2009

Estadísticas de visitas

Total de visitas hoy : 0
Total de visitas : 150 (aprox.)

Autor de la ficha:

Leonardo ASTORGA

Editor de la ficha:

Elizet PAYNE IGLESIAS

Proyecto de establecimiento en el río San Juan de Nicaragua

La presión inglesa obliga a los oficiales reales emprender la reedificación del Castillo del San Juan de Nicaragua y defensa de este río.
Autor:
Conde del Campo de Alange
Fecha:
1794-07-06
Texto íntegral:

1[Folio 1]
[Al margen derecho: 94]
[Al margen izquierdo: Goatemala]
Mayo 30.
Búsquese si hay algo y remítase a Guerra para lo que pide.
Fecha en 6 de julio de 1794 según minuta.

2Excelentísimo señor
De orden del rey se pasó a la Junta de Generales encargada del examen de las fortificaciones de Yndias, un expediente relativo a la reedificación del Castillo del San Juan de Nicaragua y defensa de este río y lago. La Junta ha manifestado que considera este objeto de mucha gravedad, no tanto por los recelos que asustan el zelo de los governadores de Goatemala, sobre el proyecto que se supone tuvieron los yngleses para penetrar por dicho río a la laguna [Folio 2] y abriendo desde ella un canal a la Mar del Sur facilitarse por este medio una comunicación con la del Norte, quanto porque ya sea para hacer menos difícil este intento o lo que es más verosímil para aprovecharse del rico comercio del carey y del cacao de Matina y principalmente para hacer contrabando en varios puntos de las provincias inmediatas, puede hallar comunicaciones la infatigable codicia de los contrabandistas, siendo de temer que en una guerra de alguna [Folio 3] duración que les sea favorable, intenten hacer un establecimiento en aquellas costas con las proporciones que para ello facilita el puerto que se halla a la embocadura de dicho río, si la tierra inmediata se presta a este intento. Deseando la Junta tener toda la instrucción que pueda adquirir en la materia y haviendo sabido algunos de sus individuos que por los años de 1778 un anglo-americano llamado Jeremías Terri presentó al Ministerio un proyecto para formar [Folio 4] establecimiento en el expresado puerto que tuvo principio con los auxilios de la corte y se desvaneció por la oposición de los yngleses ayudados de los yndios mosquitos, y que el expediente que sobre este punto se formó pasa en la Secretaria de Estado o en la de Yndias. Pide que si Su Majestad lo tuviese por conveniente mandar, se le pase una copia con qualesquiera otras noticias que se hallen y puedan dar luz para el desempeño de su encargo. Examinados los antecedentes de esta materia [Folio 5] que existen en el Archivo General de Yndias, consta que haviéndose presentado al príncipe de Maserano en Londres el referido Jeremías Terri ofreciendo mover a los mosquitos para expeler a los yngleses de sus tierras y costas y ponerse bajo la protección del rey de España. Admitida su oferta se le dio navío que se compró a este fin en Bilbao con los efectos que pidió y se previno con real orden de 25 de febrero de 78 al presidente de Goatemala y demás gefes [Folio 6] de los distritos inmediatos a dicha costa lo auxiliasen en lo que necesitase para llevar adelante su proyecto. Que Terri realizó su comisión y haviendo tocado en varios puntos llegó a la boca del río San Juan donde empezó a formar un establecimiento y tratar del asiento de pases con los moscos, pero celosos los yngleses movieron a estos y a los zambos los quales apresaron a Terri, su barco y su tripulación y se apoderaron de las rancherías [Folio 7] que estava construiendo. No constan en el indicado expediente otras circunstancias de la citada comisión que lo hago presente a Vuestra Excelencia por sí en el ministerio de su cargo se hallasen noticias más individuales de este proyecto y juzgase conveniente facilitarlo para los efectos que pide la Junta.
Dios guarde a Vuestra Excelencia muchos años, Aranjuez, 27 de mayo de 1794.
[Firmado y rubricado: Muy Ilustre Conde del Campo de Alange]
[Al margen izquierdo inferior: Señor duque de la Alcudia]

3[Folio 8]
Palacio 6 de julio de 1794.
Al señor Campo de Alange.
[un siete]
Excelentísimo Señor
En contestación al papel de Vuestra Excelencia de 27 de mayo próximo devo decirle que en el Ministerio de Estado de mi cargo no se han encontrado otros papeles ni documentos relativos al proyecto del anglo-americano Jeremías Terri de formar un establecimiento en el puerto que hay en la embocadura del río San Juan en Nicaragua, que la adjunta carta de 6 de enero de [Folio 9] de 1779, número 43, con que el presidente que fue en Guatemala don Matías de Gálvez remitió las copias que la acompañan, expresivas en lo acaesido a dicho Jeremías Terri en la expedición que emprendió por el mencionado río. Si Vuestra Excelencia considerase que la expresada carta y documentos puedan conducir para la instrucción que desea la Junta de Generales encargada en el examen de las fortificaciones en Yndias [Folio 10] podrá enviarse una copia de todo para que devolviéndome Vuestra Excelencia los originales se unan a su respectivo expediente.

4Dios [ilegible]
[rubricado]

5[Folio 11]
[Al margen izquierdo superior: número 43]
[Al margen izquierdo superior: Reservada]
El presidente de Guatemala:
Dice lo que le ocurre sobre exterminar las naciones de zambos y moscos, y acompaña las copias que le ha dirijido el governador de Costa Rica que contienen lo acaecido a Jeremías Terri.
[Al margen izquierdo inferior: Guatemala, Estado, Legajo 4]
Excelentísimo Señor:
Mui señor mío: don Josef Perié governador de la provincia de Costa Rica me ha pasado las adjuntas copias que contienen lo acaecido en las costas de su jurisdicción con Jeremías Terri, comisionado por esa corte en la submición y amisticio de la nación mosca, las que acompaño a Vuestra Excelencia para los fines que combengan. Sin embargo, de decirme el presidente de este reino que incluie a Vuestra Excelencia iguales documentos originales que le ha dirigido el mismo Perié.
He leído una carta del obispo de Nicaragua en que trata con prolixidad de las diligencias que ha practicado, y continúa solicitando poner corriente la navegación del río de San Juan que proporcionó hasta el año de 1728 un comercio bastante basto en la ciudad de Granada con Portovelo y Cartagena, el que han [Folio 12] impedido desde aquel año las estacadas que pusieron los moscos instigados de los yngleses y para executarlo espera ansiosamente la llegada de Ignacio Maestre, quien sabe va comisionado con las órdenes que a Vuestra Excelencia constan.
Aunque este presídeme ha tenido por melancólicas las expresadas noticias, yo las recibo con indeferencia en consecuencia de que conociendo la falta de fe de los yngleses esperava esto mismo, y el que siempre que Vuestra Excelencia haga con el rey que se me confieran las facultades y auxilios que juzgo necesarios para exterminar una corta nación como son los moscos y zambos, que nos quieren hacer invencibles e inexpunables. Yo aseguro a Vuestra Excelencia que valido de los cuerpos milicias que
estoi arreglando y de algunos oficiales de honor de los que componen este batallón fixo, y ayudado del fabor divino, exterminaría en poco tiempo pasando en persona a este obgeto, estos déviles enemigos, que tanto ruido nos causan por solo ponderación.
[Folio 13]
Para el rescate del navío que han tomado los yngleses del Río Tinto a Jeremías Terri, si yo tubiera facultades y ellas estuvieran prebenidas en la plaza de La Habana ocurriera a los gefes de ella para que se destinasen dos fragatas, y tres o quatro balandras armadas en guerra con destino al Río Tinto o Plaza de Pit y seguramente por los cortos informes que tengo de sus cortas fuerzas se tomaría el bagel apresado y quedaría destruida la fortificación que allí tienen.
Vuestra Excelencia conocerá que por todas líneas carezco de facultades, lo primero por que no mando y lo segundo por no tener los auxilios que llevo expresados, en que nada pondero, y assí se servirá Vuestra Excelencia hacerlo presente al rey para que sobre mí proposición, nada equívoca, disponga lo que sea de su real agrado.
Quedo a las superiores órdenes de Vuestra Excelencia deseoso de que Nuestro Señor guarde su vida muchos años, Guatemala, 6 de enero de 1779.
Excelentísimo señor
Besando la mano de Vuestra Excelencia su más seguro, atento y fiel servidor.
[Firmado y rubricado: Matías de Gálvez]
[Al margen izquierdo inferior: Excelentísimo señor don Josef de Gálvez]

6[Folio 14]
[Al margen izquierdo superior: Número 44]
Señor governador y Capitán General don Josef Perié. Señor oy día de la fecha como a las siete de la noche a llegado a esta de Matina un español y un negro marineros del barco de Terri, diciendo que han salido ullendo del barco por el motivo de haver aprisionado a Terri y los demás españoles y también el barco y quanto en el havía y que los de esta traición havían sido el governador de mosco, el general y estos trajeron sinco piraguas de moscos y una balandra ynglesa en su compañía para este echo; señor con esta noticia estoy temeroso no suceda en este valle la misma traición; Vuestra Señoría medirá lo que devo hacer en este casso para si se ofrese. Señor no mando tan promto el español y el negro a la presencia de Vuestra Señoría hasta que se recobren un poco, por que han llegado algo maltratados, no será la dilación más de quatro o seis días. Nuestro Señor guarde la vida de Vuestra Señoría muchos años, Matina y noviembre dies de mil setecientos setenta y ocho. Beso la mano de Vuestra Señoría, su mayor servidor, Josef Nicolás Chavarría.
Señor acavo de aberiguar el que hivan dos matineros a pasear al río San Juan y estos se encontraron en la medianía del camino con estos dos hombres y he llamado a estos matineros y les e tomado su declaración y dicen ser cierto, pues llegó un yndio de correo avisando de todo lo que havía sucedido a una población que llaman Talquiboque.
Respuesta del governador:
Mui señor mío: la carta de Vuestra Merced deyo del corriente que me ha conducido Franco Granados, correo de diligencia despachado por Vuestra Merced me a puesto en la maior consternación avisa de su gravedad, y lo poco que Vuestra Merced la individualiza para poder yo pasarla a la superioridad con justifcación del verdadero echo de que Vuestra Merced trata en ella; deviendo Vuestra Merced haver tomado declaraciones a los dos matineros, y dos marineros actores de ella. Pero ya que esto no se hizo, se hace preciso que luego que Vuestra Merced reciva esta me ponga en marcha a los quatro para formalizar aquí el asumpto, con otros algunos que se hallan refugiado a essas de los que se hallaron en tierra al tiempo de la ymbación de [ilegible] huviesse berificado el echo que Vuestra Merced me da por dudoso [Folio 15] por las ningunas razones en que lo funda, procure Vuestra Merced precaverse, y no fiarse de los moscos para nada, ni darles comunicación alguna; pero si fuesse incierta la noticia prosiga Vuestra Merced con arreglo a mis ynstrucciones, pasándome avisos puntuales de todo. La negociación la principio el [no entiendo el termino] a quien Vuestra Merced condujo a essta, de quien me tiene Vuestra Majestad dicho se havía ausentado por haver dado muerte a un mosco, según lo havían informado los que trajeron las cartas del rey y pudiendo acaeser que este hombre como prófugo busque en essa su asilo, admítalo Vuestra Merced y déle buen trato remitiéndolo a esta que siempre será del casso su persona en nuestro poder, para quanto pueda combenir a otras ulteriores providencias del Ministerio. Encargo a Vuestra Merced que cerciorado del echo que Vuestra Merced trata en la suya procure recojer quantos individuos anden dispersos por la costa, españoles o no, basta que fuessen individuos del navío de Terri, dándoles aquel buen trato que permite la humanidad y su lealtad al rey. Se que no tiene Vuestra Merced de quien fiarze en essa, en igual casso me haio yo, en esta, y assí tener paciencia, obrar con lealtad y onor que el rey sabrá premiar a Vuestra Merced como se merece. Haga Vuestra Merced repetir el bando con pena de traidor al rey como él prescribe al que no se hallase prompto y firmado, a la primera señal que Vuestra Merced haga desde el principal, en defensa de la patria, cuya constitusión es de todo leal vasallo, y tome Vuestra Merced todas las precausiones que le dicte su prudencia, para no ser sorprendido ínterin llegan las firmas y municiones que le remito para su defensa. Nuestro Señor guarde a Vuestra Merced muchos años, Cartago y noviembre 15 de 778. Besando las manos de Vuestra Merced su maior servidor, Josef Perié. Señor don Josef Cleto de Chavarria.
[Firmado: Josef Perié]

7[Folio 16]
[Al margen superior derecho: Número 45]
Oficio al Capitán General:
Muy Ylustre Señoría. Señor por la carta original que acompaño a Vuestra Señoría Muy Ylustre de mi lugarteniente del valle de Matina reconocerá Vuestra Señoría Muy Ylustre lo acaecido con Terri, el navío y expedición que tenía a su cargo. Y aunque esta no individualiza el echo como deviera, tomando declaración formal a los matineros y marineros; me asegura el conductor que hablo despacio con ellos, ser cieta la imbación del navío y su tripulación que hirieron gravemente al capitán y que a Terri le pusieron cadena y grillos con otras particularidades que unidas no dejan duda alguna en la certeza. Por la copia que acompaño berá Vuestra Señoría Muy Ylustre quanto prebengo a mi lugarteniente en aquel destino en asumpto a precaber qualquiera insulto de los moscos. En caso de que se verifique el atentado que participa con tanta confusión asegurando a Vuestra Señoria Muy Ylustre que para mí ha sido un pesar correspondiente a la lealtad de buen vasallo y al conocimiento práctico que tengo de las utilidades que se servían al rey y la nación con el almasticio [sic.] proyectado. He suspendido el imbío de víberes que tengo noticiado a Vuestra Señoría Muy Ylustre en fecha de 5 hasta la llegada de otro correo que con más claridad y expreción me saque del cuidado en que quedo y daré a Vuestra Señoría Muy Ylustre puntual abiso. Y desde luego si se verificase la noticia, principiaré a bender todos los apromtos echos en esta y remitidos a Matina, como tengo insignuado a Vuestra Señoria Muy Ylustre en mis anteriores con el fin de indennisar en lo posible el gasto echo en ellos de cuenta del rey. Ya berá Vuestra Señoría Muy Ylustre mis justos clamores en las representaciones que dirijo a sus manos con lo que me parece haver cumplido con el rey, onor y patria y en todo [Folio 17] determinará Vuestra Señoría Muy Ylustre lo que halle por combeniente y fuese de su superior agrado. Nuestro Señor guarde la importante vida de Vuestra Señoría Muy Ylustre muchos años, Cartago y noviembre y 5 de 1778. Muy Ylustre Señoría por mano de Vuestra Señoría Muy Ylustre, su más rendido súbdito Josef Perié.
Muy Ylustre Señor don Martín de Mayorga.
Consulta:
Muy Poderoso Señor. Señor, el governador de la provincia de Costa Rica con el más obsequioso rendimiento reproduce a Vuestra Alteza la representación que en fecha de 5 del corriente dirijió a sus manos en asumto a la dieta que deve considerársele a don Josef Cleto de Chavarría su lugarteniente en el valle de Matina, cuia comición sirve a merced y ha desempeñado con la honrades que ha hecho vez que a Vuestra Alteza en sus cartas originales que higualmente he dirigido; y come este onrrado vasallo es pobre, sin sueldo, ni obenciones algunas con que poderse sostener en esa ocación tan crítica como la presente es de temer que la necesidad le obligue a bastardear y haser yluzoria la negociación tan importante de que se trata.
Vuestro governador tiene la desgracia de haver benido a mandar una provincia donde por constitución encontró tantos enemigos como españoles ay en ella (aunque aparentan lo contrario) Alimentados con la leche ynglesa y trato ylícito y mal allados con sus justas disposiciones, tanto para cortar este pernicioso abuso como para contenerlos a vivir en justicia y razón que no conocen.
El acaecimiento de Jeremías Terri que separadamente pariticipó a Vuestra Alteza se ha hecho notorio por más que ha procurado vuestro governador precaberlo y lo ve celebrar y aplaudir simuladamente con disgusto suyo. A esto le obliga la ninguna fuerza con que se halla para refrenar la ynsolencia, por ser único y solo leal vasallo en la [Folio 18] provincia y no se admirará Vuestra Alteza ni desprecie el abiso de que la entreguen a los yngleses, siempre que se les proporcione ocación oportuna para ello como dependientes de esta nación.
En esta consideración y mala fe de los naturales temidos por los españoles y haver bariado en el todo el sistema que havía esperanzado a Vuestra Alteza y al ministerio de nuestra conquista gloriosa; pretende vuestro governador nuebas órdenes e instrucciones para su manejo. Y que en ningún tipo se le haga cargo de si mismo, ni ynfidelidad a Vuestra Alteza y a su patria en el consepto que pondrá en práctica las que pueda por mí a estímulos de su onor, sin esperanza de que nadie contribuya a mi logro. Es consequente en buena guerra que a la sorpresa de Terri y su barco, sígala de Matina, pero no será sangrienta y si mercantil, como ha sido siempre, esto es lo que desea y también yncluir a vuestro governador en el ylícito trato como han hecho con alguno. Vuestro governador no responde dessa provincia donde no se conose vuestro real nombre, se tiene por asaña jurar en falso. Se sostiene todo lo ynjusto de poder a poder y se obscurece lo bueno, siempre que se oponga a las leyes divinas y vuestras manos.
Si Vuestra Alteza no me graduase de cobarde en esta línea haría dejación del mando dessa provincia que le es independiente, no tiene más que el nombre de colonia española, no produce a Vuestra Majestad ni aun lo preciso para las obligaciones de sostenerla; pero concidera tan precisa su concerbación, que al apoderarse de ella cualquiera enemigo de Vuestra Majestad que le es muy fácil por qualquiera de las dos costas, serían dueños de las dos Américas; pero como me hallo en disposición de manejar la espada sería agravio a Vuestra Majestad, a mi onor y patria [Folio 19] abandonar la empresa en ocación que si Vuestra Alteza me socorre oportunamente puedo hacerle algún servicio recomendable. Nuestro Señor guarde y prospere la importante vida de Vuestra Alteza dilatados años como la cristiandad necesita, Cartago y noviembre 15 de 778. Muy Poderoso Señor, beso la mano de Vuestra Alteza su más rendido súbdito, Josef Perié.
[Otra]
Muy Poderoso Señor. Señor, el governador de la provincia de Costa Rica, con la devida beneración representa a Vuestra Alteza que haviéndole puesto su antecesor y cavildo en poseción del mando de ella en 24 de junio en virtud del real título que presentó sin que hubieren advertido faltava en él la toma de rasón de los oficiales de las caxas de León; se halla en el descubierto de no gozar sueldo por este ni su anterior empleo en Europa, para cuio abono presentó orden de Vuestra Majestad y siendo este un echo propio de etiqueta que en nada perjudica a Vuestra Majestad ni al zelo que les concidera a vuestro real servicio de él, y si capás de entibiar el de vuestro governador con grave atrazo de él y lo expuesto que se halla su onor y authoridad, reducido a mendigar para subsistir. A Vuestra Alteza suplica se digne mandársele subministre el sueldo que le tiene consignado desde el día de la poseción; y assí mismo el bensido de su anterior empleo cuia gracia espera recibir del justo proceder de Vuestra Alteza. Nuestro Señor guarde y prospere la importante vida de Vuestra Alteza dilatados años como la christiandad necesita, Cartago y noviembre 15 de 1778.

8[Folio 20]
[una cruz]
Excelentísimo Señor:
Paso a Vuestra Excelencia reservadamente la adjunta carta de don Mathías de Gálvez, presidente electo de Goatemala, su fecha 6 de enero último número 43 con los documentos que cita y acompaña, para que en vista de lo que expone sobre lo acaecido a Jeremías Terri, y exterminar [Folio 21] las naciones de zambos y moscos, se sirva Vuestra Excelencia decirme lo que se le ofrezca.
Dios guarde a Vuestra Excelencia muchos años, Aranjuez, 7 de mayo de 1779.
[Firmado: Josef de Gálvez]
[Al margen izquierdo inferior: Señor conde de Floridablanca]

9[Folio 22]
[Al margen derecho superior: 94]
San Ydelfonso, 20 de julio.
El conde de Campo-Alange
Julio 23.
Únase al expediente
Excelentísimo Señor:
Número 43
Devuelvo a manos de Vuestra Excelencia la adjunta carta reservada de 6 de enero de 1779 (número 43) y documentos que con el presidente de Goatemala dio cuenta de lo acaecido al anglo-americano Jeremías Terri en la expedición que emprendió por el río
San Juan de Nicaragua que Vuestra Excelencia se sirvió dirijirme con papel de 6 del corriente y de que he tomado el apunte conveniente para instrucción de [Folio 23] la Junta de Generales en el examen de que está encargada, relativo al plan de defensa de dicho río y provincia. Dios guarde a Vuestra Excelencia muchos años, San Ydelfonso, 20 de julio de 1794.
[Firmado y rubricado: Muy Ilustre conde del Campo de Alange]
[Al margen izquierdo inferior: Señor duque de la Alcudia]

10

Fuentes :

AGI, ESTADO, 48, N. 3