Erreur. problème dans l'exécution de la requête : INSERT INTO _logbots (IP, useragent, action) VALUES ('54.146.11.8', 'CCBot/2.0 (http://commoncrawl.org/faq/)', 'lectureFiche')
Erreur. MySQL proteste : Duplicata du champ 'CCBot/2.0 (http://commoncrawl.org/faq/)-lectureFiche' pour la clef 'agentAction'
AFEHC : bibliografia : La Orden de los Dominicos en el reino de Guatemala, 1535-1700 : La Orden de los Dominicos en el reino de Guatemala, 1535-1700

Ficha n° 417

Creada: 01 agosto 2004
Editada: 01 agosto 2004
Modificada: 01 agosto 2004

Estadísticas de visitas

Total de visitas hoy : 0
Total de visitas : 1370 (aprox.)

Autor de la ficha:

Christophe BELAUBRE

Editor de la ficha:

Christophe BELAUBRE

La Orden de los Dominicos en el reino de Guatemala, 1535-1700

portada_hernandez.jpg
Categoria:
Libro
Autor:

Hernández Mendez, Rodolfo e Ramirez, Lucky

Lugar de Publicación:
Guatemala
Editorial:
Universidad de San Carlos de Guatemala
Fecha:
2000
Reseña:

1Rodolfo Hernández Mendez y Lucky Ramírez forman parte de esos historiadores guatemaltecos que trabajan su historia colonial dedicándose largas horas a escudriñar los documentos de archivos. En este caso, se trata de una muy buena monografía sobre la Orden de los Dominicos en el Reino de Guatemala entre los siglos XVI y XVII. Este pequeño libro está lleno de informaciones de primera mano que nos permiten revisitar la historia religiosa de esta parte de Hispanoamérica. Redactado a cuatro manos, con 85 páginas y más de 200 notas de pie de página, está dividido en cuatro capítulos : partiendo de los orígenes de la Orden en Europa y su organización general, el trabajo centra su atención en las políticas económicas y las prácticas financieras de los conventos de la orden de los dominicos en la Capitanía General.
El primer capítulo, dedicado a los primeros pasos de la Orden, resume en algunas páginas las grandes etapas de la fundación de la provincia dominica en España y en América. El segundo capítulo, más sustancioso, pasa revista a las fuentes de financiamiento de la provincia. De manera concisa y eficaz, expone la importancia de los fondos entregados por la Corona (insistiendo en las mercedes , donaciones de la Corona bajo forma de vino, de aceite o dinero, y en los sinodos), nos muestra las donaciones postmortem y hace énfasis en la renuncia a los derechos de herencia en el caso de las novicias. Estos temas son bastante conocidos por los hispanistas. Los autores se detienen en las diferentes facetas de la política económica de los 16 conventos o vicarías que formaban la Orden dominicana en la Capitanía General de Guatemala. Basándose en ejemplos, los autores analizan las diversas fuentes de ingresos desde una doble perspectiva : el origen institucional y la práctica cotidiana.
El capítulo siguiente propone un acercamiento más descriptivo. Los autores se limitan a empadronar los diferentes conventos que componían la provincia, dando detalles sobre la fecha de fundación, el número de doctrinas controladas, de religiosos residentes y finalmente, si esto es posible, se dan informaciones sobre los ingresos y las propiedades de cada uno de ellos.
En el último capítulo, R. Hernández Mendez y L. Ramírez tratan más específicamente las actividades financieras, entre otras cosas las capellanías y los censos (rentas constituidas), dando precisiones que complementan los numerosos trabajos ya publicados por María de Milagros Ciudad Suárez sobre la Orden de los Dominicos en la región. En esta parte podemos matizar el acercamiento demasiado mecánico de las diferentes instituciones financieras que los religiosos utilizaban. El autor no parece tener en cuenta el hecho de que las capellanías eran capitales que podían transformarse en instrumentos de crédito que irrigaban la actividad económica.
Este pequeño libro se destaca por su rigor conceptual, manifiestado en la preocupación permanente por ofrecer a los lectores precisiones jurídocas, así como por la calidad de la información. Sin embargo, es una lástima que no hayan sido estudiados los mecanismos de integración de los Dominicos a la vida colonial. Los autores se interesan en los procuradores de la Orden, de quienes dan detalles acerca de la naturaleza de su trabajo, pero no analizan sus relaciones sociales con las grandes familias de poder. Ahora bien, estos procuradores eran verdaderos empresarios y conocedores de la sociedad ubrana. De la misma manera, el hecho de no haber trabajado otro tipo de documentos escritos (literatura, ciencias o incluso cartas personales), impide conocer mejor la personalidad y la espiritualidad de los religiosos. Pero estas lagunas son casi comprensibles si tenemos en cuenta el estado actual de la historiagrafía local y la poca calidad de los archivos (sin hablar de los condiciones de trabajo !). Podemos también lamentar que los autores hayan elegido un título tan neutro. Por último, una mapa hubiera sido bastante útil para ubicar en el espacio los diferentes conventos. Sin pretender a la exaustividad, este libro ofrece un buen balance de la cuestión económica relacionada con la presencia dominicana en el contexto colonial hispanoamericano, en una región del imperio que ha sido muy poco estudiada desde esta perspectiva, en particular en los siglos XVI y XVII

Comentarios

Normas de uso

Esta es la opinión de los lectores de la AFEHC, no de la AFEHC No está permitido verter comentarios injuriantes. Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema. Una vez aceptado el comentario, se enviará un correo electrónico confirmando su publicación.

¿No tienes una cuenta todavía?
Puedes crear una

Como usuario registrado usted podrá publicar de forma inmediata comentarios con su nombre.