Erreur. problème dans l'exécution de la requête : INSERT INTO _logbots (IP, useragent, action) VALUES ('54.162.152.232', 'CCBot/2.0 (http://commoncrawl.org/faq/)', 'lectureFiche')
Erreur. MySQL proteste : Duplicata du champ 'CCBot/2.0 (http://commoncrawl.org/faq/)-lectureFiche' pour la clef 'agentAction'
AFEHC : diccionario : GARCIA REDONDO Antonio : GARCIA REDONDO Antonio

Ficha n° 594

Creada: 02 julio 2004
Editada: 02 julio 2004
Modificada: 07 septiembre 2016

Estadísticas de visitas

Total de visitas hoy : 1
Total de visitas : 3390 (aprox.)

Autor de la ficha:

Christophe BELAUBRE

Editor de la ficha:

Christophe BELAUBRE

Información:

El campo "Fuentes" esta en acceso restringido e reservado a los colaboradores del diccionario biográfico centroamericano

Para colaborar contactar los editores

GARCIA REDONDO Antonio

El ejemplo de un canónigo de la catedral de Guatemala, muy vinculado con su patria natal española y estrechamente asociado a la difusión de las luces en su tierra de adopción.
154
Palabras claves :
Canónigo, Cabildo eclesiástico, Ilustración
Cargo o principal ocupación:
Canónigo de la catedral de Guatemala (1800-1834)
Nació:
el 13 de febrero de 1760 en Villalon de Campos, España.
Murió:
el 24 de mayo de 1834, en la Ciudad de Guatemala, Guatemala.
Padres:

1Jose García Fernández, natural de la Villa de Villalon de Campos, Obispado de Leon, España, y Pascuala Redondo, natural de la villa de Villalon de Campos, España.

Resumen:

1El lugar de nacimiento condicionó la carrera de Antonio García Redondo. Era español y mantuvo a lo largo de su vida relaciones privilegiadas con su Patria.

2Oriundo del pueblo de Villalón de Campos en la diócesis de León, España, donde nació en 1760, Antonio García tuvo por lo menos dos hermanos quienes, en 1809, no habían alcanzado un rango social tan elevado como el suyo. Alejandro García Redondo, tenía un doctorado en teología y era cura de la villa de Bustillo de Chávez, en la provincia de Rioseco (León, España), y don Felipe vivía todavía en Villalón, seguramente en las tierras de su familia.

3Antonio García Redondo logró alcanzar el puesto de deán del cabildo eclesiástico de la Ciudad de Guatemala gracias a una conjunción de factores : familia privilegiada, méritos personales, integridad personal. Pero también contó en su ascenso social una característica importante en una sociedad de antiguo régimen : supo organizar una red de amigos y clientes, principalmente peninsulares, y fue protegido por el arzobispo Cayetano Francos y Monroy con quien el atravesó el Atlántico en 1779. El arzobispo mantuvo un control y un apoyo estrecho a García Redondo hasta su ordenación. Cuando lo pudo hacer, lo colocó en una nueva capellanía de 2000 pesos. Se trataba entonces de completar la congrua necesaria para ser ordenado presbítero.

4Disponía entonces de los medios económicos suficientes para seguir con serenidad sus estudios con los Dominicos y con los profesores de la Universidad San Carlos de Guatemala. En los meses que siguieron, obtuvo su grado de bachiller en filosofía y en teología antes de ser ordenado en 1785. Aprovechándose de la vacancia de la parroquia de San Sebastián, el arzobispo lo colocó en este beneficio en noviembre de 1785, en calidad de interino, y en propiedad en 1786. Su poderoso protector no había fallecido todavía cuando García Redondo obtuvo su grado de licenciado en teología, el 28 de enero de 1791. Este diploma era obligatorio para integrar el cabildo eclesiástico.

5La muerte del arzobispo en julio de 1792 no tuvo consecuencias negativas sobre su carrera. Su amigo Ambrosio Llano estuvo hasta 1800 a la cabeza de la vicaría general de la diócesis, y por otra parte las relaciones con el nuevo arzobispo Juan Félix de Villegas permanecieron en buenos términos. De todos modos, desde marzo de ese mismo año, las puertas del cabildo eclesiástico se le abrieron : García Redondo pasó a ser entonces canónigo magistral. García Redondo no se dedicó a las actividades comerciales o financieras, lo que explica sus nexos débiles con las grandes familias del Reino. Solamente acordó un préstamo de 4000 pesos a Sebastián Melon , sin mencionar ninguna condición, lo que nos hace pensar que ambos eran muy amigos. No se interesó tampoco en los puestos más lucrativos de la Iglesia, como el de juez de capellanías o de diezmos. La gestión de sus asuntos personales fue siempre prudente. Su testamento confirma las impresiones que dejan la lectura de sus cartas : el hombre era discreto y se negó a toda ostentación de riqueza.

6Es autor de Lecciones de Artimética y Algebra que fueron publicados en 1811 y vendidos por el impresor Ignacio Beteta y de un largo ensayo sobre el fomento de las cosechas de cacaos en 1799.

Comentarios

Normas de uso

Esta es la opinión de los lectores de la AFEHC, no de la AFEHC No está permitido verter comentarios injuriantes. Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema. Una vez aceptado el comentario, se enviará un correo electrónico confirmando su publicación.

¿No tienes una cuenta todavía?
Puedes crear una

Como usuario registrado usted podrá publicar de forma inmediata comentarios con su nombre.